Finaliza el artículo sobre las mariquitas, unos insectos que pueden ser útiles para controlar las plagas en el cultivo de marihuana. Leer primera parte.

mariquit22

 

Algunas especies comunes en España

Stethorus punctillum: Depredador de arañas rojas.

Clitostethus arcuatus: Depredador de mosca blancas.

Rodolia cardinales: Depredador de la cochinilla acanalada

Cryptolaemus montrouzieri: Depredador de cochinillas algodonosas y otros insectos.

Coccinella septempunctata: Depredador de pulgones. 

Adalia bipumctata: Depredador de pulgones y huevos de lepidópteros. 

Propylea quatuordecimpunctata: Depredador de pulgones.

Hyppodamia variegata: Depredador de pulgones. 

Hyppodamia convergens: Depredador de pulgones. 

Harmonia axyridis: Depredador de pulgones. 

Nephus sp.: Depredador de pulgones. 

Coccinella algerica: Depredador de pulgones.

Chilocorus cacti: Depredador de cochinillas. 

Brumoides suturalis: Depredador de pulgones. 

Hyppodamia variegata: Depredador de pulgones. 

 

Desarrollo de las poblaciones

Las mariquitas son insectos de primavera-verano, son muy sensibles a los cambios bruscos de las condiciones ambientales, entrando en dipausa en cuanto las temperaturas refrescan, es decir a principio del otoño.

En zonas subtropicales como las Islas Canarias e incluso en cultivos de invernaderos del sur de España estos insectos no hibernan, pero si reducen su actividad y sus poblaciones. El frío y la escasez de alimento parecen ser las principales causas.

Pasado el invierno, durante la primavera, los adultos emergen de su letargo y comienzan ha nutrirse. Conjuntamente a la alimentación, la primavera es época de cópula, por tanto los macho se esmeran para cortejar a las hembras. Cada macho puede fertilizar a una o más hembras.

Las hembras que han quedado fertilizadas tras la cópula buscaran una colonia de presas y depositaran los huevos muy cerca de ésta. Las puestas se realizan sólo y exclusivamente en presencia de alimento, si este bien escasea los huevos pasarán a formar parte de la dieta del depredador.

El desarrollo huevo-adulto, al igual que otras características del insecto, dependen fuertemente de la especie de la presa. Ahora, el crecimiento de la población no depende sólo del alimento y/o de su abundancia, también influyen el tipo de planta huésped y las condiciones ambientales. Por lo general el cannabis cuando está en floración no es buen huésped para los insectos, exceptuando para las plagas.

Los adultos tienen una vida muy larga, dependiendo de la especie y de las condiciones generales; la supervivencia de un mariquita es de varios meses, existiendo especies que pueden vivir casi un año.

 

Depredación

Las mariquitas se alimentan de pulgones, cochinillas, ácaros, y otros insectos considerados como plagas para el cannabis. Aun así cada especie suele ser altamente específica en su dieta; las mariquitas afidívoras (se alimenta de pulgones), sólo pueden desarrollarse completamente a expensas de estos homópteros. Las mariquitas que se alimenta de arañas rojas como el Stethorus sp. no sobreviviría sin estos ácaro fitófagos.

Una leyenda que esta muy extendida entre los cultivadores es que “las mariquitas se lo comen todo”, pues no señores!!! Las mariquitas no pueden emplearse para controlar otras plagas que no pertenezcan a su menú. 

Estos depredadores eligen escrupulosamente la zona de puesta, ya que, ésta será también la zona de alimentación. Tanto las larvas como los adultos se alimentan siempre de la misma especie, por eso se seleccionan las presas cuidadosamente.

Las larvas son muy activas, especialmente en la edad más avanzada. Éstas y los adultos suelen comerse toda la presa, si no es muy grande, mientras que las larvas más jóvenes sólo pueden vaciar el contenido del cuerpo de su víctima.

Además de presas vivas, las mariquitas pueden sobrevivir a base de polen, néctar y melaza, aunque las presas vivas son necesarias para completar todos los ciclos vitales.

Para defenderse de otros depredadores, las mariquitas están dotadas de un sistema de defensa muy característico: cuando un individuo es molestado segrega una sustancia amarillosa muy amarga; esta sustancia es tóxicas para mucho vertebrados. Además los colores amarillos y rojos indican a posibles depredadores de su venenosidad. Quizás por eso aparentan no tener miedo a nada!.

Un detalle importante, es que las mariquitas afidívoras, a diferencia de las que se alimentan de cochinillas han demostrado ser más adaptables a las introducciones. Estas además, durante toda su vida suelen cazar varios centenares de pulgones, siempre dependiendo de la especie.

 

Las mariquitas en el Control Biológico

Existen empresas que crían de forma comercial diferentes especies de mariquitas para el control biológico en invernadero. Estos enemigos naturales pueden ser adquiridos y empleados en la lucha contra las plagas del cannabis tanto de interior como de exterior, pero nuestra experiencia tanto de campo como en la comercialización de enemigos y agentes biológicos (Dr. Grow´s Natural Enemies & Biological Solutions), nos indica que la mariquita es un importante depredador cuando aparece de forma espontánea, donde es mucho más efectivo que si es introducido.

En los cultivo de interior conseguir que estos insectos se establezcan formando colonias es muy raro. En los cultivos de exterior en cambio, las mariquitas pueden hacer buena presión sobre la plagas pero la tendencia será la de escapar en búsqueda de plantas huéspedes y especies plagas más apetitosas. Aun así los pocos individuos restantes en el cultivo pueden instalarse realizando un óptimo trabajo de control.

Tanto la recolecta en el campo y posterior suelta o la realización de sueltas comerciales en los cultivos es divertido y con un poco de suerte altamente eficaz. NOTA: Antes de adquirir mariquitas comerciales hay que saber si el alimento (es decir la plaga) que van a recibir está dentro de su menú, de lo contrario saldrían volando como el dinero que te gastaste en comparlos!.

Como siempre el “buen agricultor” deberá favorecer las condiciones del cultivo para que éstos y otros depredadores aparezcan de forma natural, y la primera regla es: no aplicar pesticida que no sean compatible con la fauna auxiliar.

Agradecimientos: a Claudia Santarosa (Dr. Grow´s Productions), África y a Pedro Ayerbe Arana.

 

Referencias

[1]     García Marí F., Ferragut Pérez F. 2002. Plagas Agrícolas. Phytoma.

[2]     Malais M. H. y Ravensberg W. J. 2003. Knowing and recognizing, the biology of glasshouse pests and their natural enemies. Reed Business Information.

[3]     McPartland J.M., Clarke R.C. & Watson D.P. 2000. Hemp diseases and pests. Management and biological control. CABI Publishing.

[4]     Richards O. W. y Davies R. G. 1984. Tratado de Entomología Imms., Vol. 2. Omega.

[5]     Salami M. 2008. Cannabis sativa L. Dr.Grow´s Productions.

 

Dr.Grow´s Productions

Tel/fax: 822 016 127

info@drgrow.es

www.drgrow.es