En un estudio con 128 pacientes con dolor crónico de más de 50 años reclutados del Instituto Rambam de Medicina del Dolor en Haifa, Israel, el consumo de cannabis se asoció con menos problemas con despertarse por la noche. El estudio comparó 66 enfermos que consumían cannabis y 62 no consumidores.

El consumo de cannabis se asoció con menos problemas con despertarse por la noche en comparación con el grupo sin cannabis. No se encontraron diferencias grupales para los problemas para conciliar el sueño o levantarse temprano y lograr no volverse a dormir. El consumo frecuente de cannabis se asoció con mayores problemas con despertarse por la noche y para quedarse dormido. Los autores del estudio concluyen afirmando que el uso de cannabis medicinal «puede tener un efecto positivo general en el mantenimiento del sueño durante toda la noche en pacientes con dolor crónico. Al mismo tiempo, con el uso frecuente, puede dar lugar a tolerancia hacia las posibles propiedades inductoras del sueño del CM».

Sznitman SR, Vulfsons S, Meiri D, Weinstein G. Medical cannabis and insomnia in older adults with chronic pain: a cross-sectional study. BMJ Support Palliat Care. 2020 Jan 20. [en imprenta]

Fuente IACM