El Bundestag alemán, la cámara baja del parlamento, aprobó el 19 de enero una ley que legaliza el uso del cannabis con fines terapéuticos. La ley fue acordada por unanimidad por los miembros del Bundestag sin ninguna abstención. Aquellos que sufren de enfermedades graves, como esclerosis múltiple y dolor crónico, podrán obtener una prescripción de cualquier médico alemán de cannabis herbal, de extractos de cannabis, así como de medicamentos derivados del cannabis como el extracto Sativex, el dronabinol y la nabilona. La ley no limita el número de enfermedades para las que se puede prescribir cannabis y medicamentos derivados del cannabis.

La ley dice que los pacientes sólo tendrán derecho a ser tratados con cannabis en casos excepcionalmente justificados, pero no se les permitirá cultivar su propio cannabis. «Aquellos que están gravemente enfermos necesitan obtener el mejor tratamiento posible y eso incluye que los seguros sanitarios sufraguen el coste de un tratamiento con cannabis para aquellos que están crónicamente enfermos si no pueden ser tratados de otra manera eficaz», dijo el ministro de Sanidad Hermann Groehe. Una portavoz del Ministerio de Sanidad dijo que el cannabis sólo se utilizaría como último recurso cuando ningún otro fármaco parezca funcionar. Dijo que simultáneamente será llevado a cabo un estudio científico para evaluar los efectos del uso del cannabis en tales casos. Los seguros sanitarios tendrán que cubrir el coste del tratamiento. La ley probablemente entrará en vigor en marzo después del procedimiento de lectura por la cámara alta del parlamento (Bundesrat alemán), según afirmó. En el futuro se establecerán en Alemania plantaciones de cannabis supervisadas por el Estado y hasta entonces el cannabis seguirá siendo importado, actualmente procedente de los Países Bajos y Canadá.

«Este es un tremendo logro de todos los pacientes, médicos y abogados, que desde hace muchos años trabajan para la mejora de la atención médica de la población con cannabis dentro de la Asociación Alemana por el Cannabis como Medicamento (ACM), que cada vez cuenta con más apoyo de otras personas, organizaciones y políticos», dijo el presidente de la ACM Dr. Franjo Grotenhermen. «Pero», agregó, «la batalla aún no ha terminado. Hoy es un día para agradecer a los muchos que han contribuido a este desarrollo y continúan trabajando hacia nuestros objetivos». Los principales pasos, que finalmente han dado como resultado la actual ley, fueron iniciados por una queja de 8 pacientes presentada ante el Tribunal Constitucional Federal. En este contexto, el Tribunal Federal Administrativo destacó el alto valor del derecho a la vida y a la integridad física según la constitución (Grundgesetz) de 2005: «El derecho a la integridad física no sólo puede ser violado por el propio cuerpo del estado al asaltar o inflingir dolor a través de sus acciones. El grado de protección de este derecho fundamental también se ve afectado si el gobierno no adopta medidas para prevenir una condición médica curable o, al menos, mitigable y por tanto continuando y manteniendo innecesariamente el sufrimiento físico. Esta decisión judicial obligó al gobierno federal a emitir permisos para el uso de cannabis herbal a pacientes gravemente enfermos bajo ciertas condiciones.

Reuters del 19 de enero de 2017

Vídeo del debate en el Bundestag alemán del 19 de enero de 2017

Información sobre la ley en el sitio web del Ministerio Federal de Sanidad

Fuente IACM